Se encuentra usted aquí

Eduquemos a nuestros niños para prevenir enfermedades

02/03/2017

En opinión de la AECC (La Asociación Española contra el Cáncer) más del 40% de los tumores se podrían evitar adoptando hábitos de vida saludables, que son más efectivos si se adquieren desde la infancia. De ahí que dicha asociación haya querido poner el foco de atención en la prevención, la cual ha de comenzar desde los primeros años de vida.

Los colegios y las familias resultan pilares esenciales en los que se sustenta la educación para la salud de los más pequeños. De ahí que la AECC haya centrado su estudio en la “Situación de la educación para la salud en los centros de primaria y secundaria” durante las celebraciones que   tuvieron lugar el pasado 4 de febrero, el “Día Mundial contra el Cáncer”. En dicho estudio participaron 1.700 docentes de centros públicos, privados y concertados de todo el país.

La realidad es que, dentro de la actual Ley de Educación, la Educación para la Salud (EPS) es una materia transversal, de la que cada comunidad autónoma puede hacer uso de ella como quiere. De acuerdo con los datos del citado estudio, “el 60% de los centros de Primaria y Secundaria encuestados dedican poco más de una hora al mes a impartir esta materia”, dedicando los alumnos de secundaria menos horas que los de primaria.

Jaime Rodríguez, coordinador del citado estudio, considera que la asignatura, al ser trasversal, no cuenta con una carga lectiva y un profesorado específico para esta materia, por lo que resulta difícil impartirla. La EPS aborda áreas tan diversas como la actividad física y alimentación saludable; la salud y bienestar emocional; la seguridad y prevención de riesgos, la educación sobre drogodependencias, lesiones y accidentes entre otras. Se trata de áreas para las que “se necesitaría poseer una formación específica, ya que resultan muy complejas”, en opinión de Rodríguez.

De las áreas de la EPS a la que más horas se dedican anuales es fundamentalmente a la “actividad física y a la alimentación saludables”, seguida del área de “bienestar y salud emocional”. No obstante, el 22,5% de los centros no le dedica ninguna hora. En materia de drogodependencia, área importante por los altos datos de consumo de alcohol en adolescentes, el 40% de los centros en secundaria no la dedican ninguna hora.

Como señala Rodríguez, “si ha logrado tener en España uno de los mejores sistemas de salud del mundo, habría de marcarse el reto de tener un sistema de prevención que sea igual de bueno”.

                                                                                                                        

                                                                                                               

Fuente: El Mundo

http://www.elmundo.es/salud/2017/02/02/5892fd63e5fdea1d458b45ab.html